Fizzy Soup ya tiene nuevo disco, «Lo que no se ve»

Dos años después del lanzamiento de su segundo disco, ‘Not so far’, llega el esperado tercer álbum de Fizzy Soup. Una obra que, ya desde su propio nombre (‘Lo que no se ve’) indica cambios significativos con respecto a lo anterior, como la inclusión de canciones en castellano, al igual que el título de un álbum que ya está disponible para escucharlo o comprarlo en las distintas plataformas digitales. Los amantes de lo tangible podrán disfrutar de una preciosa edición física con una cuidada factura, que los Fizzy Soup han definido como «mágica». A partir del 25 de abril se repartirán las primeras copias, que se pueden adquirir en Bandcamp.

Javier Corroto y Sonia García han visto recompensadas las largas horas de trabajo y dedicación casi plena a su nuevo retoño, que ha llegado a este mundo pisando fuerte. Nueve canciones componen esta pequeña bomba musical, potente y suave a la vez, y que sacia a quien la prueba desde la primera vez que se le hinca el diente.

La primera canción se llama ‘Blow up’ y, aunque las comparaciones no suelen ser buenas consejeras, es imposible no pensar en The White Stripes desde que empieza a sonar la guitarra acústica, entran las voces de Javi y Sonia, y después… ¡boom! Un arranque por todo lo alto.

Fechas confirmadas de la gira ‘Lo que no se ve’

‘Fin de la montaña’ es el primer tema en castellano del disco, con un inicio tranquilo y un desarrollo que va de menos a más en cuanto a ritmo. La sorpresa más agradable es descubrir lo bien que suenan sus voces en nuestro idioma, sobre todo la principal, la de Sonia, que aporta matices muy interesantes con respecto al inglés.

Con ‘Diver’ se continúa el camino. Un tema introspectivo que se cierra con la poderosa guitarra y percusión propia de Fizzy Soup. Algo más tranquilos sonThe Deepest y otra de las canciones en castellano, ‘Historias posibles’.

Con calma se va llegando al final, con canciones que pasan del susurro al rasgado de guitarra en muy poco tiempo, como ‘Storm’, ‘Gravity’ y ‘Refugio’. Los conquenses se guardaron un as en la manga con ‘Pain and Shape’, la canción encargada de cerrar el disco, y que cuenta con la colaboración de Pájaro Sunrise.

Diseño de la portada y el CD