Jacobo Serra (Sala Julio Míchel, Segovia, 13-01-2018)

El festival Winter Indie City completó su doblete de este fin de semana de Prison WIC, en la sala Julio Míchel, con la actuación de Jacobo Serra. El local acogió una buena entrada de público dispuesto a disfrutar en directo con las canciones del autor albaceteño, que se encuentra de gira con su nuevo disco bajo el brazo, ‘Fuego artificial’, que vio la luz el pasado mes de septiembre.

Encantado y sorprendido con el escenario de la antigua cárcel segoviana, Serra ofreció un repertorio que mezcló temas en castellano y en inglés, defendiendo ambos idiomas con maestría. Y es que el manchego (que, hasta ‘Fuego Artificial’, siempre había apostado por el inglés) cuenta con una voz preciosa y versátil, de la calidad y el estilo de artistas como Rufus Wainwright. Así, en directo se atreve con cualquier situación, ya sea acompañado de su banda o solo en el escenario junto a su guitarra.

Voz privilegiada y, como buen cantautor, letras muy trabajadas y cuidadas, que pueden nacer de episodios espontáneos y cotidianos del día a día, o de experiencias más personales. En su concierto en Segovia esa mezcla anglo-española triunfó, y el manchego no dudó en explicar al público la inspiración y las historias detrás de las canciones que interpretó, como el disgusto por la elección de Donald Trump como presidente de los Estados Unidos, o el hecho de que un alto porcentaje de separación de las parejas llega durante las vacaciones.

‘Deshielo’, su primera canción del disco en castellano, también fue la que abrió el concierto del sábado, atrapando a los presentes en su red sin dejarles escapar hasta que no se apagaron los micrófonos. Y es que los asistentes a la sala también participaron en el concierto. A falta de caja de ritmos, ahí estaba la gente desde sus asientos para ayudar a los músicos, golpeando sus muslos con la palma de la mano, haciendo los coros, tarareando e incluso atreviéndose con estribillos en inglés.

Aunque advirtió que no iba a hacer ningún bis, finalmente Serra se rindió al “esto es Segovia, y aquí se toca otra”, y tras interpretar en la recta final éxitos como ‘Iceberg’ o ‘La brecha’, volvió al escenario junto a sus músicos para que sonase ‘Long ago’, con la que los fieles segovianos del WIC demostraron su nivel de inglés, entonando “all I really needed was a kiss, just a kiss, oh darling” como si fueran del mismo Liverpool.

FOTOS: David López Prieto